lunes, 5 de octubre de 2009

Carlos Eduardo Reina: El 72 por ciento de los hondureños desean una nueva constitución

Uno de los líderes del "Frente Nacional de Resistencia", Carlos Eduardo Reina, contra el golpe de Estado, que acompaña a Manuel Zelaya dentro de la embajada brasileña, manifestó que "estamos listos para negociar, para el
diálogo, pero previamente el gobierno debe suspender las restricciones de los derechos civiles".

Carlos Eduardo Reina, uno de los líderes del Frente Nacional de Resistencia, afirma que el pueblo hondureño buscará constituyente. (Foto: teleSUR)

TeleSUR _ 04/10/2009
"No se puede seguir jugando con el tiempo que es vital que se instale el diálogo y que se resuelva la destitución del presidente Zelaya, para salvar el proceso electoral, para que Honduras vuelva a recuperar sus relaciones con
el mundo."

En una entrevista desde la ciudad de Tegucigalpa, Honduras, Carlos Eduardo Reina, líder del movimiento de la Resistencia al golpe de Estado señaló que el frente está trabajando en todas las estructuras para poder llegar
al diálogo, se convoque una constituyente, se derogue el decreto emitido por el presidente de facto y cesen las hostilidades en Honduras.

Señaló que se ha hablado del diálogo, pero especificó que "no se puede iniciar el diálogo mientras estemos viviendo un estado de sitio". Asimismo, subrayó que no se puede seguir jugando con el tiempo y deben discutir la agenda de diálogo.

Para el frente un tema que no es negociable es la aspiración del pueblo hondureño a llevar acabo una constituyente para modificar la Constitución de Honduras. Reina aseguró que en el Plan de San José lo que se dice en referencia al tema es que Zelaya se comprometería a no impulsar un proceso constituyente durante su mandato, pero eso no significa que el pueblo renuncie a esa aspiración y destacó que según la última encuesta cerca del 72 por ciento de los hondureños desea un nueva Carta Magna.

¿La disposición a negociar a la que hace referencia el frente se circunscribe a qué términos, a que condiciones?

El frente nacional de resistencia se encuentra organizado en todo el territorio nacional y a nivel de todo tipo de estructura local, municipal, departamental y nacional. Esa estructura está activado en este momento, manteniendo
organizaciones y trabajo en cada comunidad ya que por la represión que hay en este momento a raíz del estado de sitio no se permiten que salgan de sus comunidades para hacer las manifestaciones masivas que estamos acostumbrados a hacer a lo largo de estos tres meses después del golpe de Estado.

¿Pero cuales son sus condiciones para negociar, están dispuestos a ceder ante la aspiración de una constituyente?

La constituyente siempre fue planteada por el presidente Zelaya, como algo que se celebraría en el gobierno siguiente a su gestión. El plantea el camino, señala el espacio a través de la consulta para que le próximo gobierno lo lleve a cabo. Y eso sigue en pie. Cuando el presidente Zelaya acepta firmar el Plan de San José no renuncia a que la constitución se haga nueva, no renuncia a la constituyente. Lo que se compromete es a que mientras el sea
presidente no impulsar el proceso por tanto nos lleva al plan original: impulsar el proceso para que el próximo año se instale la constituyente que el pueblo desea. Según encuestas que recibimos el día de ayer cerca del 72 por ciento de los hondureños están impulsando y deseosos de que se instale una nueva constitución.

¿Cuándo inicia esta nueva ronda de diálogo? ¿Ustedes siente que hay sinceridad para poder iniciarlo?

Se ha hablado mucho del diálogo. Se ha hablado que el diálogo está caminando bien. Se ha dicho que esta pronta la solución, pero no se puede iniciar el diálogo mientras estemos viviendo un estado de sitio. No puede haber dialogo mientras que la embajada esté con un cerco militar donde no se permite el acceso ni siquiera a los asesores más cercanos al presidente (Zelaya) que fungían como ministros en su gobierno. No puede haber diálogo mientra no haya una manifestación clara del régimen de facto que está dispuesto a ceder. ¿Qué manifestaciones pedimos? que se derogue el decreto 16 2009 que impone el estado de sitio, que se restablezca la señal de la Radio Globo y el Canal 36 y por último que cesen las hostilidades contra la embajada de Brasil y el cerco que impide la capacidad de hacer diálogo, puesto que hasta las señales de teléfonos celular son muy difíciles de captar por los bloqueadores que tienen en torno a esta embajada.

Por tanto yo no quiero que se hable sólo de diálogo, yo quiero y esperamos el equipo que está con el presidente Zelaya, que hayan acciones claras que indiquen que hay disposición de iniciar un diálogo la próxima semana. El presidente Zelaya está listo para hacer el diálogo siempre y cuando existan las condiciones antes mencionadas.

¿Y en el supuesto de aceptarse estas condiciones quién estaría facultado para preparar la agenda de este diálogo ?

Nosotros no podemos ir a la mesa de diálogo a discutir una agenda. La agenda debe de estar lista al momento que se instale el diálogo si llega a ocurrir la próxima semana como todos esperamos. Por tanto ha sido gestión de la avanzada de la OEA (Organización de Estados Americanos) adelantar en el tema de la agenda. A nosotros nos interesan tres temas que se firme el Plan de San José, que se revise el Plan de San José y que se nombren los garantes de los planes internacionales y nacionales. Si esos tres puntos son aceptados y vamos a la mesa de diálogo creo que podemos decir que iniciamos con pie derecho el proceso del diálogo.

¿Sabía del encuentro entre Insulza y Micheletti en la base de Palmerola?

Nosotros escuchamos las primeras informaciones de ese encuentro el día martes por la noche, entendemos que fue un encuentro en el cual el señor Insulza informó de la decisión que hay de la OEA y de los gobiernos que
apoyan esa organización para que se impulse el diálogo y se deje de dar dilatorias. No se puede seguir jugando con el tiempo que es vital que se instale el diálogo y que se resuelva la destitución del presidente Zelaya, para
salvar el proceso electoral, para que Honduras vuelva a recuperar sus relaciones con el mundo y volvamos a tener la cooperación y la ayuda que recibe y que es tan necesaria para nuestro país y por último para que al devolverle a Honduras la estabilidad política y la constitucionalidad, pueda continuar el proyecto que tiene la resistencia como objetivo más adelante de lucha que es la constituyente a la cual no renunciamos y no renunciaremos
Diana

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada